Foto: Ana Cristina Enríquez

En la actualidad, una de estas casas se vende por encima del millón de dólares, dependiendo en el terreno en el que esté construída.

En 1951, la compañía constructora Mackle empezó a ofrecer estas casas recién construidas por un precio de $9,540 dólares, con un enganche de sólo $500 dólares.